Gestión de Feedback de los clientes de RNA

¿Recuerda la última vez que le dieron feedback? ¿Qué hizo con la información que le dieron?
 
RNA cree que la gestión de feedback de los clientes es una oportunidad para establecer una relación directa con quienes servimos y convertir sus experiencias - negativas y positivas - en oportunidades.
 
Un cliente que se pone en contacto con nosotros por nuestro trabajo es un activo valioso porque tiene una actitud proactiva: una en la que muestra que el objetivo es resolver problemas, o incluso elogiar, una forma de medir nuestro servicio. Cada reacción del cliente es un indicador real de la calidad del producto o servicio ofrecido, identificando problemas que a veces ni siquiera sabíamos que existían.
 
Más que gestionar las expectativas de los clientes, en cada opinión de quien servimos es una pista para descubrir nuevas formas de avanzar, de mejorar los servicios, de promover una relación de confianza, de escuchar y de aprender. Para dar seguridad a los que recurre a nosotros. 
 
Una empresa responsable es una empresa que sabe escuchar, que está preparada para tomar medidas decisivas y mejorar la satisfacción de sus clientes. No es el error lo que nos define, sino cómo reaccionamos al feedback.
 
Como el kintsugi, el arte japonés de recoger fragmentos y pegarlos con oro, el trato con los clientes consiste en unir lo que se ha roto, fortalecer lo que es bueno, hacerlo aún más valioso, este es el principio de la relación.
 
Nuestro sistema de gestión de feedback de los clientes se basa en el mismo sistema de valores que guía RNA como empresa: transparencia, innovación, humildad y respeto por el cliente.
 
Todo comienza mucho antes de que haya un contacto: nuestros servicios mejoran constantemente su entrega, optimizan los recursos y el rendimiento para asegurar la satisfacción de todos los clientes. 
 
Cada sugerencia o petición que hacen nos motiva a encontrar nuevas soluciones. Todas las solicitudes de aclaración reciben un tratamiento justo, diligente y transparente por parte de un equipo especializado y atento, centrado en las necesidades del cliente, para una rápida y correcta resolución de cualquier situación, y acompañándolo en las distintas etapas del proceso.
 
Más que escuchar, necesitamos proporcionar una reacción de viva voz para asegurarnos de que estamos aquí y lidiando con la solución. RNA responderá a cualquier solicitud en un plazo de 20 días a partir de su recepción. Si la situación es muy compleja y requiere más atención y tiempo para revisarla, nos comprometemos a mantener el cliente al día con todos los pasos que se tomen hasta su resolución.
 
Asegurada la satisfacción del cliente, pasamos a nuestra propia evaluación, con análisis periódicos de los contactos recibidos, para garantizar que se respetan los principios de la actividad operativa de la empresa, que se identifican las causas y que se encuentran y aplican las soluciones.
 
No lo olvide: cada contacto es una oportunidad de oro.
 
Estamos atentos.

RElated Posts
Certificación NP ISO9001:2008
25 Jan, 2015
Nuevas instalaciones de RNA
01 Jun, 2019