Tendencias en la asistencia sanitaria y bienestar

Sus clientes están constantemente en movimiento, dentro y fuera de fronteras. No debería ser un problema si tienen una avería mecánica en una carretera rural en Italia, un problema de equipaje en Patagonia, o si se enferman al escalar el Everest. Dondequiera que estén, tendrán acceso a la mejor asistencia cuando la necesiten.
 
RNA ofrece a sus socios la posibilidad de estar siempre presentes en cualquier parte del mundo a través de una red de asistencia internacional, con una gestión de procesos y recursos de enorme calidad, con costos responsables.
 
Como socio principal de IAG, RNA tiene acceso a una red de asistencia global que trasciende las fronteras.
 
IAG - International Assistance Group es una alianza mundial de aproximadamente 140 empresas de asistencia que nació en 1992, a partir del deseo conjunto de cinco empresas europeas de proporcionar servicios de calidad superior. En menos de tres decenios se ha convertido en el mayor grupo de empresas independientes de asistencia, que ahora llega a más de 118 millones de consumidores.
 
El lema de IAG es "Socios locales, soluciones globales", cumplido al pie de la letra presentando soluciones de asistencia donde se necesitan.  
 
Los Socios de IAG ya han gestionado alrededor de dos millones de procesos de asistencia en carretera, alrededor de 500.000 reclamaciones de viajes y alrededor de 650.000 procesos de apoyo médico, gracias a una red operativa que tiene como punto fuerte la calidad y la experiencia de los socios locales, cuidadosamente seleccionados por su calidad superior y excelencia, y también por su amplia experiencia en servicios de asistencia en sus mercados de origen.
 
RNA es el socio nacional y exclusivo de IAG, estatus que se otorga gracias a los altos estándares de calidad y normas éticas que exige esta alianza internacional, que tiene como prioridad la satisfacción total del cliente, independientemente de su ubicación o circunstancia en la que necesite apoyo.
 
La identidad de RNA se refleja a lo largo de toda la línea en los objetivos de negocio y principios éticos requeridos por IAG: poner al cliente en primer lugar, tratar los procesos de los socios de IAG con la misma urgencia, dedicación y respeto como si fueran los clientes directos de RNA.
 
A través del IAG, RNA tiene un alcance mundial, con la seguridad de que todos sus clientes están protegidos por una red internacional fiable, disponible las 24 horas del día, en una sinergia global y efectiva, a partir de una gestión local de calidad reconocida por sus pares. RNA también se beneficia de los conocimientos técnicos y el intercambio de experiencias de sus socios, la evaluación de los resultados y los procedimientos que elevan la calidad de los servicios prestados por todos los miembros de la red, con soluciones financieramente viables.
 
Al elegir RNA para asistir a sus clientes, obtiene acceso a una de las organizaciones de asistencia en carretera más grandes de Europa. Los servicios disponibles incluyen apoyo telefónico en carretera, servicios de remolque - nacional e internacional - y cobertura en caso de avería mecánica o accidente. La asistencia en viaje no se limita al coche: IAG tiene socios locales en los mayores puntos turísticos para dar todo el apoyo en caso de enfermedad, accidente, robo u otros imprevistos que puedan ocurrir.
 
IAG también presta servicios de apoyo a los viajes o traslados profesionales al extranjero, preparados por especialistas en información que vigilan continuamente los acontecimientos mundiales y los incidentes locales, en colaboración con los socios locales, que comparten sus conocimientos para una mejor evaluación y gestión de los riesgos.
 
Es más que estar conectado a una red: es tener acceso a todo un universo de conocimientos y recursos, con agentes locales que conocen las costumbres, las leyes, los reglamentos, el idioma y la cultura del lugar en que están insertos, en una oferta global y geográficamente amplia. Por muy remota y exótica que sea la situación, ¡RNA, a través de IAG, siempre tiene una solución!
 
Nuestro lema es: "Pase lo que pase, estamos allí".
 
Esté con nosotros también, descubra todas las ventajas de ser parte de una red global como socio de RNA.

El mercado sanitario y el bienestar está creciendo, con una demanda de servicios que aumenta cada año y los consumidores exigen una oferta cada vez más personalizada, inmediata y eficaz.
 
El año 2020 es el comienzo de un decenio difícil para las empresas que tratan de satisfacer las expectativas de los consumidores mediante la prestación de servicios de valor añadido, el uso de nuevas tecnologías y la ampliación de su alcance geográfico. Con la ubicuidad de los dispositivos móviles, estar a disposición de los consumidores es insuficiente: hay que estar con ellos.
 
El sector de la atención sanitaria está siendo testigo de una revolución en la elaboración de estrategias, la prestación de servicios, la eficiencia operativa y las metodologías, lo que obliga a las empresas a evolucionar rápidamente para descubrir y captar nuevos segmentos de mercado -un mercado que invierte cada vez más en productos de bienestar con una esperanza de vida cada vez mayor-, al tiempo que optimiza sus recursos y competencias para prosperar en un entorno altamente competitivo y fragmentado.
 
Pero ¿cómo hacemos frente a estos desafíos? Sobre todo, es necesario identificarlos. RNA está atenta a todos los cambios y tendencias que manifiesta el mercado, observando los nuevos hábitos mundiales como el aumento del gasto de los consumidores en salud y el desarrollo de tecnologías, el procesamiento y almacenamiento de datos y el crecimiento en todas las áreas de actividad, al tiempo que da prioridad a lo que sabe hacer mejor: satisfacer las necesidades reales de quienes recurren a nosotros. Siempre con el objetivo de mejorar la calidad de los servicios de nuestros socios.
 
Estas son algunas de las tendencias a las que nos enfrentaremos en 2020, y que se convertirán en la norma durante la próxima década.
 
Cambios en el mercado: 

  • No hay mercados locales: con la creciente movilidad de personas permanentemente conectadas digitalmente, la delimitación de un mercado por su ubicación geográfica es inútil. El posicionamiento de las empresas junto con los consumidores tendrá que ser un poco como nuestro lema: "Dondequiera que esté, estamos allí";
  • Nuevos competidores = nuevos modelos de negocio: el panorama de la industria está cada vez más fragmentado y dirigido no hacia el consumo masivo sino hacia mercados nicho con necesidades específicas. La oferta tendrá que ser diversificada y personalizable;
  • El cliente exige: las expectativas de los consumidores son altas y, con el aumento de la oferta, los proveedores de servicios deberán tener en cuenta no sólo la satisfacción de sus necesidades sino también proporcionar una experiencia personal de calidad. Si esto se logra, se ganará no solo un cliente más, pero también un promotor de tu marca;
  • Aumento de la inversión en salud personal: la industria de la atención de la salud está experimentando un crecimiento de la demanda debido al mayor poder adquisitivo de los consumidores, pero también un mayor interés en invertir en soluciones que les resulten económicamente ventajosas a largo plazo. La capacidad de respuesta de los servicios públicos es a veces insuficiente para satisfacer las necesidades de los consumidores, lo que lleva a éstos a considerar otras ofertas más rápidas e individualizadas. La salud se ha convertido en un activo prioritario;

     
  • Estructuras y mercados horizontales: la integración de los servicios se realiza en una lógica de asociaciones entre empresas, en lugar de la aglomeración de varias operaciones en una sola entidad comercial, lo que permite una mayor especialización y optimización de los recursos.

 
Nuevas ofertas:
 
  • Nuevos consumidores, nuevos productos: con la aparición de nuevos perfiles de consumidores será necesario ampliar la oferta de servicios y la posibilidad de integrar diferentes opciones para la creación de soluciones adaptadas a cada cliente. El valor añadido reside en la diferenciación y personalización de la oferta, proporcionando una experiencia holística al ofrecer más opciones en lugar de paquetes ya formateados;
     
  • Servicios digitales: la comunicación digital es fundamental, y la creación de mecanismos de servicio en línea tendrá que estar entre las prioridades de los proveedores de servicios y los socios, para que las operaciones sean más fáciles, eficaces y rápidas. Hoy en día, la prescripción médica digital y las citas en línea son prácticas, por ejemplo;
     
  • Nuevas formas de atención: los proveedores de servicios deberán estar preparados para la comunicación multicanal, ya sea en la atención inicial o mediante la telemedicina, a través de consultas por medios digitales, para la atención no presencial e inmediata, con la garantía de calidad, confianza y comodidad de los consumidores. Uno de los puntos fuertes de RNA es su equipo de servicio altamente especializado, que está preparado para enfrentarse a este nuevo paradigma.

 
Nuevas tecnologías:
  • Un mundo de datos: las tecnologías digitales no sólo se utilizan para comunicar, sino también para recoger, organizar, archivar y analizar. Esto es posible gracias a los dispositivos y plataformas de vigilancia de bioseñales - pulseras de vigilancia de ejercicios o aplicaciones de análisis de patrones de sueño, por ejemplo - que facilitan la creación de información individualizada asociada a cada consumidor para su uso posterior. Toda esta información es útil para el desarrollo de estrategias comerciales, para una mayor personalización de los servicios, para el establecimiento de una relación más estrecha entre las empresas y los clientes;
  • Los algoritmos predicen el futuro: los avances en la Inteligencia Artificial permiten predecir brotes epidémicos o tendencias de consumo mediante el análisis del comportamiento de los consumidores y las manifestaciones en las redes sociales, lo que permite la creación de respuestas en tiempo real y el desarrollo de estrategias comerciales;
  • La privacidad es reina: es evidente que las empresas, al acceder a toda esta información, serán fieles depositarias de los datos de sus clientes, con los que tendrán que desarrollar una profunda relación de confianza. La protección de los datos digitales relacionados con la salud sigue siendo una esfera en la que se está elaborando legislación, pero a la que habrá que prestar atención en los próximos años.


El consumidor es el centro
 
Finalmente, lo más importante es el consumidor y sus necesidades. Los consumidores modernos son actores participantes y no objetivos pasivos, con voz propia y objetivos específicos, que pueden elegir el servicio que mejor les convenga de una oferta cada vez más amplia y fragmentada. Si les damos una buena experiencia, su voz también será la nuestra. Ya no se trata de una masa amorfa, sino de individuos bien definidos con características únicas que deben ser tenidos en cuenta tanto en el enfoque como en las propuestas comerciales, adaptadas a sus necesidades.
 
Estas son sólo algunas de las tendencias que ya podemos ver en el flujo de la industria de los seguros, la asistencia sanitaria y el bienestar. RNA está atenta a todos estos desarrollos para proporcionar a sus socios las respuestas adecuadas sin perder de vista nuestro principal objetivo: un servicio eficaz y de calidad, adaptado a sus necesidades.
 
Y, dondequiera que esté, RNA estará allí. Estén con nosotros.

RElated Posts
Assistência en Carretera
26 Dez, 2019
¿Ya pensando en las vacaciones de verano? ¡Prepárese!
29 Jan, 2020